AIN web copia 796x448

Julieta Appendini, Directora de ACN-México

“Echo de menos mi casa. Si pudiera, volvería mañana. Alguna vez lloro porque ya no estamos allí. Pero no estoy enfadada con Dios. Le rezo para que nos lleve de vuelta a casa y así seamos felices. Le estoy agradecida porque Él nos provee, también cuando estamos sufriendo”. Así se expresa Maryam Waleed, una niña cristiana refugiada.

“Antes de que fuéramos desplazados, éramos una familia acomodada. He nacido en esta tierra y he vivido aquí toda mi vida y no quiero dejarla jamás. Mi fe fuerte en Jesucristo me da fuerzas para seguir viviendo aquí”. Él es Rahel Ishaq Barber, un granjero cristiano.

Estos son testimonios de personas que viven en refugios luego de que corrieran por su vida antes de que un cohete los alcanzara; su territorio se encuentra en guerra amenazados por el Estado Islámico (Daesh), y han tenido que dejar todo para salvarse.

La crisis de los refugiados es una crisis mundial. La ONU informa que en el mundo hay 25.4 millones de personas que viven en un país que no es el suyo y que huyeron de la guerra, violencia y persecución. Además aseguran que el éxodo de estas personas sigue sin resolverse.

¿Quién acompaña a todos los que atraviesan por esta situación? ¿Quién los consuela y vela por procurarles dignidad y solidaridad en el refugio? ACN contribuye a aliviar la necesidad de la Iglesia en lugares donde las personas tienen que abandonar sus raíces para resguardarse. Ahí estamos presentes curando las heridas y tristezas, pero también recolectando lo necesario para que, de ser posible, puedan regresar a su lugar de origen.

Un ejemplo de nuestra ayuda en los refugios, es Irak, en donde, como consecuencia de la crisis que provocó el éxodo de 120 mil cristianos a causa de Daesh, hemos dedicado alrededor de 34.5 millones de euros para el sostenimiento de refugios en el periodo 2014-2017. En tanto, llevamos a cabo el proyecto de reconstrucción de 9 poblaciones cristianas de Nínive, ACN continúa aportando paquetes de comida y medicinas a los refugiados que todavía permanecen en el Kurdistán iraquí. Entre todos, hemos hecho posible que en los refugios haya luz, esperanza y fe para retornar a las raíces y creer que puede haber un día mejor. Gracias por caminar con nosotros en esta tarea.

 

Visita nuestras redes o llámanos: Ayuda a la Iglesia Necesitada-México, Tel. 5541613331 Correo: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. Sitio web: www.acnmexico.org Face: @ainmexico Twitter:@ACNMex.